Estudio demuestra que las plantas chillan cuando se sienten amenazadas y lloran cuando estan tristes.


Al parecer si no quieres dañar a ningún ser vivo, a partir de ahora va a tocar alimentarse de suero y es que un reciente estudio de la Universidad de Tel Aviv ha demostrado que las plantas sufren y gritan cuando la tratamos mal o la recolectamos.

Al parecer las plantas emiten ultrasonidos y para demostrarlos colocaron unos micrófonos en la plantación para captar frecuencias inaudibles para el humano. El experimento consistía en dejar diez dias sin agua a la planta y grabar así su sufrimiento. Se utilizaron tomateras y plantas del tabaco y el resultado fue espectacular. Por un lado el tabaco podía gritar de hambre unas diez veces por hora y la tomatera unas 35 veces a la hora. Estas frecuencias no son percibidas por los humanos, pero una cosa es una cosa... sufren.

Publicar un comentario

0 Comentarios