El cierre de los institutos Japoneses por el coronavirus ha causado un aumento importante en los embarazos adolescentes no deseados.


Hace unos años que se lleva diciendo que los Japoneses son una especie en extinción ya que cada vez tienen menos hijos, incluso menos parejas, pero parece que el coronavirus va a cambiar esta tendencia, al menos entre los mas jóvenes y es que el Hopsital Jikei de la ciudad de Kumamoto ha publicado un informe en el que indican que el número de estudiantes de secundaria y preparatoria que contactan con el departamento de consultas de embarazo ha sufrido un aumento considerable despues del cierre de las escuelas del pais.

Es curioso porque en principio los estudiantes estarían en casa,  así que lo de tener relaciones sexuales o incluso relacionarse con alguien de diferente sexo estaría mas complicado que con los institutos abiertos pero... y siempre hay un pero, según este informe los adolescentes están en casa, pero están solos, ya que sus padres han ido a trabajar y esto estaría haciendo que muchos se saltaran el confinamiento y aprovecharan el momento para llamar al novio o novia y "ver una película".

Y claro tanto va el cántaro a la fuente que el numero de embarazos ha crecido mucho.

Publicar un comentario

0 Comentarios